2 febrero 2012 Desfiles

La marca Andrés Sardá ha vuelto a maravillar en su desfile en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid, su colección otoño-invierno 2012/2013 es un recorrido por toda su historia, por sus 50 años de alta calidad y lencería superior.

En esta ocasión podemos ver bustiers de encaje, flecos, ligueros, medias, pañuelos, berets garçon y todo con una recreación burlesque, cabaretera, en esas noches de pasión parisina en los cabaret, donde la lencería era clave, desde los can can a los diseños más exhuberantes, llega la hora de sacar ese lado más sexy, apuesta por Andrés Sardá y brillarás.

Aunque no sólo ese toque parisino ha sido espectacular, sino que también hemos podido ver modelos muy nuestros con mantillas, peinetas, un look muy racial y con tango de fondo para dar un detalle más a todo el conjunto de puesta a punto y escenario. Una unión peculiar pero que vista en el desfile vuelve a mostrar porque esta marca es una de las grandes del mundo de la lencería, creando femme fatale por todo el mundo.

Un punto clave para esta colección ha sido la faja, ese elemento que ayuda a moldear el cuerpo femenino y que desde la casa han reinventado para convertirlo en una arma de seducción, así que no lo dudes y únete a las mujeres Andrés Sardá porque serás la diva de día y de noche.

Respecto a los colores podemos encontrar un poco de todo, aunque lo más clásico sigue siendo la referencia, el negro es las tonalidad perfecta en casi todos los looks, aunque no se puede quedar atrás el rojo pasional e incluso el nude para esos conjuntos más de transparencias, y también con algún tono un poco más peculiar como el purpura. Mientras que para las novias el blanco sigue siendo la principal elección, así que para cada mujer un color, un estilo, un modelo y un Andrés Sardá.

¿Cuál es el tuyo?

El modelo que más nos ha gustado es ese conjunto en rojo pasión, con los bonitos detalles de encaje en el sujetador y la braguita, además de la media con ese liguero tan hot, una preciosidad de conjunto para esos días de reina.

Fuente | Vogue

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *