29 enero 2016 Ropa

blanco

La marca Blanco apuesta por el blanco y el negro como pilares de su colección, una interesante manera de dar la bienvenida a la primavera 2016. Siempre estratégicamente rodeados de tonos suaves, rosados y verdes, que coordinarán los estampados geométricos absolutamente top esta próxima temporada, la fuerza del claroscuro eleva la nueva colección a un nivel nuevo y prometedor.

Las asimetrías en vestidos y bajos de faldas protagonizarán los cortes más rompedores, siempre muy ligados al clásico tailoring de trajes de chaqueta y blaisers impolutas. Por no hablar de las camisas, donde predomina el blanco con amplias gamas de azules. Renovación de las piezas de piel en un blanco inmaculado, que encaja con cualquier look primaveral. Esta temporada es una explosión de colores intensos y estampados florales, que tendrán su mayor creación en piezas como la bomber de tejido primaveral. Un must a ojos de cualquiera. Predomina el largo hasta los pies, sobre todo en vestidos, que aporta un halo de seriedad y seducción a piezas de textura sedosa y satinada.

Detalles recurrentes, tanto en prendas como en complementos, son los volantes y los flecos, sin olvidar una de las tendencias emergentes de 2016: los plisados, tanto en faldas de diferentes largos, como en vestidos. Accesorios con detalles en macramé, dorados y étnicos, ponen la guinda a prendas que recorren todos los tonos tierra, tan favorecedores en esta época del año. Por otro lado, llega la fuerte tendencia de inspiración oriental moderna. El Tokyo más transgresor que nos trae microtops coordinados con faldas de estampado tecnológico, camisetas con mensaje y una fuerte conquista del binomio blanco y negro al que añadir prints futuristas con líneas rozando la teatralidad.

El beachwear irrumpe con bikinis y bañadores muy sexys, con lazadas que insinúan piel de manera justa. En bikinis predomina la tendencia bandeau con multiposición y los cortes más deportivos tipo halter. Estampados muy sobrios o colores lisos que nos prometen un baño muy elegante donde lo importante es destacar la figura de la mujer.

El look de noche de Blanco es negro, es sofisticado y lleva lentejuelas. Es, sobre todo, dark y muy sexy. Nunca falta una transparencia y se atreve a mezclar dos conceptos tan distintos como el brillo del lúrex con las piezas de punto.

Como novedad de esta temporada llegan las primeras piezas de colección sportswear; una explosión de color, vitalidad y dinamismo. De esta forma practicar deporte se encuentra entre lo sexy y lo divertido, con muchos detalles monogram que nos recuerdan los felices años 90.

Fuente | Blanco

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *