29 agosto 2012 Calzado, Tendencias

Hay muchas tendencias que sobrepasan toda lógica y, por suerte, no acaban de cuajar en la calle. Pero como todo en este mundo, hay excepciones. Las botas en verano (como el que va en mangas de camisa en invierno) sobrepasan toda cordura y atentan contra la integridad de la parte del cuerpo que dicen que regula nuestra temperatura: los pies.

Es cierto que existen las llamadas “botas de verano” que normalmente son en colores claros, de ante o tela y la mayoría de veces caladas o troqueladas para que corra el aire, literalmente. Pero veremos en la galería de imágenes que las celebrities o bloggers se dejan de medias tintas y apuestas por las botas altas, con flecos, negras de piel y hasta con las famosas Uggs, en algunos casos (que se comenta que sirven de aislante, tanto del frío como del calor… tengo mis dudas).

Y no se trata de una tendencia solo apta para la foto; he visto gente por la calle, el más puro y duro streetstyle, luciendo modelito con botas o botines. Luciendo o haciendo el ridículo, que es lo que yo opino. En realidad, no me gusta nada con lo que uno vaya incómodo o sufriendo. Y, aunque he oído a alguna diciendo que es más cómodo que unas sandalias, bla bla bla, que me perdonen pero roza el masoquismo y no me las creo.

Cada vez que veo a alguna tan pancha por la calle, me recuerda a Sara Carbonero con sus looks de vestido o shorts con botas; la chica es mona, pero a veces va con combinaciones imposibles. Luego en invierno, va en tirantes y con bufanda de tres vueltas; el mundo al revés. Yo soy partidaria de que cada época tiene su encanto y sus prendas, no se las robemos a las otras temporadas. ¿Qué opináis vosotr@s? ¿Os ponéis botas en verano alguna vez?

Fotos | 4estilos.com

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *