21 septiembre 2011 Desfiles, Diseñadores

La diseñadora Guillermina Baeza apuesta por un clásico del verano,las playas, dando un estilo muy personal y sobretodo intentando ambientar sus prendas para esta próxima temporada primavera-verano 2012.

Los looks más buscados son los naïf, y también el retro, tanto en bikini como en bañador, ya que Baeza ha querido dar apoyo a la prenda del bañador que tanto peso y éxito tenía no hace mucho años, pero ahora el resto de colecciones le han dejado un poco fuera de juego.

Este carácter heterogéneo cobra, sin embargo, armonía en manos de la diseñadora, que no duda en equilibrar la paleta cromática y los cortes clásicos de las prendas para situar en ellos el hilo conductor de su propuesta.

Las cuñas de esparto y los pañuelos en la cabeza acentúan ese sabor mediterráneo y evocador que persigue toda la colección.

¿Qué os parece?

Vía | Vogue

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *